Diferencia entre una tarjeta de crédito y una tarjeta de débito

Usamos a diario estos elementos de plásticos en nuestros pagos. Pero realmente,  es muy fácil confundirse entre ambas tarjetas ya que en muchas ocasiones la falta de información de los bancos hace que usemos de forma indebida cada tarjeta.

En este artículo, te vamos a aclarar cuáles son las diferencias entre una tarjeta de crédito y de débito. Es muy importante que nuestros conocimientos de finanzas domésticas sean crecientes ya que es muy fácil caer en engaños o falta de información de los bancos (aquí lo dejamos). ¡Vamos allá!

¿Qué es una tarjeta de crédito?

Una tarjeta de crédito es tal como lo dice el nombre un elemento de plástico e incluso podría ser en pocas ocasiones de metal otorgado por una entidad bancaria o empresa especializada en el sector de crédito. Será emitida a una persona física para poder comprar a través de un datafono evitando el uso de efectivo con la posibilidad de pagar fraccionado. Se puede usar tanto para servicios como productos.

Las tarjetas de crédito suelen tener un límite en la cantidad que las personas pueden comprar o gastar en servicios.

Tenemos que saber que al usar tu tarjeta de crédito en un establecimiento, el banco u otra entidad financiero cobrarán una comisión al titular del datafono o tpv bancario. Normalmente es un porcentaje estipulado sobre el importe de compra aunque en algunos casos podría ser una tarifa anual fija.

Las formas más primitivas de tarjetas de crédito, las que se popularizaron en algunas empresas de Estados Unidos en la década de 1920, eran utilizadas internamente por dichas empresas para la nómina y otras operaciones sencillas, aunque todavía estaban destinadas al gasto.

Como curiosidad, la primera tarjeta de crédito nació en USA por Diner’s Club en el año 1950.

Aquí: Historia y evolución de la tarjeta de crédito

Tipos de tarjetas de crédito

Es cierto cuando recibimos la tarjeta de crédito, no somos conscientes de que hay diferentes modalidades de ellas. Aquí te la contamos:

  • Tarjetas de crédito clásicas: Tenemos a diferentes sistemas de pago aunque los más conocidos, sin duda, son Mastercard, Visa y American Express. Te dan la opción de devolver el dinero a mes vencido o con pago fraccionar a 3, 6 o más meses. Lo más normal el límite de estas tarjetas está entre 600 y 1200 euros al mes.
  • Tarjetas Gold y Platino: Realmente son las mismas tarjetas que las clásicas aunque la gran diferencia es el crédito otorgado a su usuario por la entidad bancaria. Se consideran tarjetas de crédito VIP donde tendrá algún servicio adicional, además de tener un límite de crédito elevado. Normalmente, a partir de 3000 euros e incluso según los bancos a partir de 6000 euros.
  • Tarjetas Revolving: Esta tarjeta se usa para pagos diferidos de forma automática. Son conocidas por sus altos intereses en los pagos fraccionados.
  • Tarjetas de Puntos: Además de tener un uso de pago a crédito, te ofrecen puntos en cada transacción comercial que será acumulados para luego poder ser canjeados en viajes, combustible, ofertas especiales en tiendas, etc…
  • Tarjeta de crédito virtual: Es una tarjeta de prepago ideal para compras online debido a su gran seguridad. Se cargará en función de tus necesidades con la gran ventaja que no estará vinculada a tu cuenta bancaria. Es un tarjeta de crédito como lo dice su nombre únicamente digital. En ningún caso, será física.
  • Tarjetas de empresas: Estas tarjetas de crédito está pensadas exclusivamente para el uso empresarial como dietas de todo tipo (comidas, alojamiento, viajes, taxi, etc…). Normalmente, son los empleados de altos y medios cargos que suelen tener este tipo de tarjeta.
  • Tarjeta comercial: Esta tarjeta es emitida una empresa como, por ejemplo, la tarjeta Pass de Carrefour. Luego el pago será a mes vencido o incluso si lo solicitas y es aceptado por esa empresa podrás pagar a plazos esa compra. Es muy habitual encontrarla en grandes cadenas de alimentación o grandes almacenes como el mismo “El Corte Inglés” en España.
También te puede interesar: Consejos para un uso inteligente de la tarjeta de crédito

¿Qué es una tarjeta de débito?

Una tarjeta de débito tiene el mismo formato físico que la tarjeta de crédito que será de plástico. También tendrá su propia banda magnética.

Todos los pagos con ella serán cargados en tu cuenta corriente o de ahorro. En definitiva, usará tu saldo disponible.

Su gran ventaja es no llevar contigo efectivo ya que podrás pagar con ella en cualquier negocio siempre y cuando tengas fondos suficientes en la cuenta bancaria.

Otorga la seguridad del CVV en el dorso de la misma para pagos seguros por teléfono u online.

Normalmente, estas tarjetas tienen un límite diario aunque esto dependerá de tu banco y tus requerimientos con ellos.

Principales diferencias entre una tarjeta de crédito y una tarjeta de débito

La tarjeta de crédito es para pagar con dinero adelantado por tu entidad bancaria y la tarjeta de débito es pagar con tu dinero disponible en la cuenta bancaria.

La tarjeta de crédito te permite pagar una compra a plazos y la tarjeta de débito descuenta el dinero de la compra en el mismo momento a tu cuenta bancaria.

Luego los costes de mantenimiento, intereses por pagos a plazos, renovación, etc… son a tener muy en cuenta a la hora de la tarjeta de crédito ya que te podrías llevar un mala sorpresa. La tarjeta de débito normalmente solo tiene una cuota anual de mantenimiento aunque esto es muy cambiante según los bancos y por eso, es bueno siempre informarse antes de pedir la emisión de la misma.

Fuente de referencia: Diferenciapedia.com

Finanzasdehoy.com

Nuestro equipo redactor especializado en economía y finanzas publica siempre pensando en explicar e informar a sus usuarios de forma amena y sencilla. Queremos responder a todas las preguntas que os hacéis a diario en esta temática.¡SOMOS LA WEB DE NOTICIAS DE FINANZAS Y ECONOMÍA!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.